Sin duda, grandes recuerdos se forman cuando los pequeños del hogar tienen sus propias actividades o hacen muchas manualidades, ya que además de entretenerlos por horas, estimula su creatividad e imaginación, favorece la concentración y la paciencia e incluso fomenta el trabajo en equipo.

Ya sea que utilicen materiales para reciclar, como cajas de cereales y todos los materiales que tengas en casa: pinturas, pinceles, listones, plumones… El objetivo es que los niños puedan crear manualidades increíbles con cosas sencillas.

Estas son algunas ideas:

Hilos de mil colores

Con las tantas variedades de hilos, incluso tú podrías iniciar con las bases del macramé. Pero también los pequeños pueden hacer un divertido móvil de pulpo con tentáculos.

Por ejemplo, esta es una forma muy fácil de hacer pulseras para sus amigos.

Cartón de todos los tamaños

Este material es el más versátil, ya que pueden darle cualquier forma y pintarlo de como más les guste. Desde pequeños contenedores para los lápices hasta guitarras o barcos para miles de aventuras en la sala.

Fideos que se transforman

Una forma entretenida —y terapeútica— de hacer manualidades es pintar fideos. Ya sea para unirlos con un hilos y hacer muchos collares o pegarlos en papel para crear toda una obra de arte. ¡Ustedes deciden!

Más que solo plástico

Botellas de shampoo, de agua o cucharas, con este material podrán hacer su propia alcancía, unos floreros personalizados o macetas para tener una tarde de jardinería.

Construir con palitos de madera

Seguro en la escuela es de los materiales que más les gusta usar, ya que hay un mundo de posibilidades para construir desde una casita o darle vida a su animal favorito.

No olvides subir a redes sociales todas las fotos y videos de las creaciones de tus pequeños con los hashtags #BetterTogether y #VelasResorts. ¡Nos encantará ver cómo se divierten!